El 46,7% de los contratos firmados el pasado mes de abril fue de menos de tres meses, y más de la mitad de ellos inferior a una semana, según los últimos datos del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE).

Del total de acuerdos firmados en abril (1.604.476), uno de cada cuatro, 426.035 (26,5%), fue de menos de una semana, cifra que sube a 748.682 si se incluyen los contratos de hasta tres meses.

Por sexos, la contratación temporal de muy corta duración fue algo mayor entre las mujeres: el 28,9% de los contratos firmados por ellas duró menos de una semana frente al 24,7% de los hombres.

Los hombres firmaron 390.253 contratos de hasta tres meses y las mujeres, 358.429.

En total, en abril se registraron 1.453.028 contratos temporales, el 90%, y 151.448 indefinidos o convertidos en indefinidos.

El Gobierno destaca que en lo que va de año ya se han realizado 631.110 contratos indefinidos, lo que supone un incremento de 69.512 (12,38%) sobre el mismo período del pasado año. En el conjunto del mercado laboral la proporción es de tres trabajadores fijos por cada uno temporal.

El 44% de los contratos de abril fue para mujeres, mientras que del 56% se beneficiaron hombres.

Abril cerró con la mayor cifra de contratos para este mes de toda la serie histórica, con 62.747 más que en abril del año pasado, aunque fueron 128.297 menos que en marzo.

Este tirón de la contratación, impulsado por la Semana Santa, llevó al mercado laboral a recuperar los 18 millones de afiliados a la Seguridad Social y dejó el paro en 3,5 millones.

Por sectores, los servicios aglutinaron siete de cada diez contratos en abril.

En cuanto a las edades, el grueso de la contratación fue entre 20 y 49 años (1.338.499), mientras que los más jóvenes, entre 16 y 19 años, firmaron 49.003 contratos, y los mayores de 50 años, 216.974.

Por comunidades autónomas, Andalucía lideró la contratación en abril con 386.241, el 24% del total; seguida de Cataluña, con 241.831, el 15% del total.