Representantes de los estibadores y de la patronal Anesco se volvieron a reunir ayer tratando de desbloquear la negociación del V Acuerdo Marco que regula las condiciones salariales y laborales.

No hubo acuerdo y hoy volverán a verse con el objetivo de evitar la huelga convocada por los estibadores para la próxima semana.

En Canarias, la huelga no afectaría ni al tráfico de pasajeros ni a los productos perecederos, pero el impacto sería grande pues la práctica totalidad de las mercancías que se consumen en las islas entran por el puerto.

El presidente de Puertos del Estado ha mediado pidiendo «sensatez» a las partes para evitar el paro, haciéndo ver a portuarios y patronal las consecuencias que tendría la huelga sobre la economía y los consumidores.

Los portuarios tienen hasta el 31 de diciembre para cerrar el contenido del V Acuerdo Marco. Si no lo hacen a tiempo, los estibadores alertan de que la profesión de la estiba quedaría sin garantías para los trabajadores.