La aprobación de nuevos criterios en la tramitación de las concesiones o prórrogas administrativas por parte del Consejo de Administración de Puertos Canarios, permitirá movilizar unos 22 millones de euros durante los próximos cuatro años en inversión privada.

Con la nueva fórmula, los concesionarios deberán realizar un mínimo de inversión en la mejora y mantenimiento de las infraestructuras, durante la concesión, para mejorar la red de puertos y generar puestos de trabajo.

Si el concesionario obtiene y conserva la bandera azul durante los próximos cuatro años, la concesión se modularía hasta rebajar la exigencia de inversión en un 50%. De este modo, la inversión posible se movería entre los 11 y los 22 millones de euros.