Canarias contabilizó en enero 117 trabajadores afectados por expedientes de regulación de empleo (ERE), lo que supone una reducción de un 17% interanual, según datos del Ministerio de Empleo y Seguridad Social.

El volumen de trabajadores involucrados en regulaciones de empleo en Canarias bajó un 19,8% en 2015 respecto a 2014, afectando a 2.125 empleados. Desde 2012, cuando entró en vigor la última reforma laboral, y tras los reajustes de las empresas supervivientes, el número de regulaciones ha ido bajando progresivamente.

De estos 117 afectados en enero, 58 han entrado en un proceso de despido colectivo, cifra que desciende un 43,7% respecto a enero de 2015. Aumentaron en un 66,7% los trabajadores que han visto suspendidos sus contratos, hasta los 45; y también crecieron las reducciones de jornada, 14, un 27,3% interanual.

Por provincias, los ERE se han notado más en Las Palmas, con 74 trabajadores, frente a 43 en Santa Cruz de Tenerife.

En toda España, los afectados por ERE bajaron un 47%, hasta los 4.832 trabajadores. De estos, 1.769 sufrieron un despido colectivo, un 24% menos que hace un año, y el mínimo registrado en un mes de enero de la serie estadística que comienza en 1982.