Los Presupuestos Generales del Estado de 2018 contemplarán un aumento de los anticipos que reciben las Comunidades Autónomas de alrededor de 4.700 millones respecto a 2017.

El techo de gasto del próximo año, que sube hasta 119.834 millones de euros, tendrá más recursos para las autonomías para gastar en sanidad, educación y protección social, además de un nuevo margen de déficit, que aumenta una décima en 2018 y 2019.

La subida del techo de gasto de 2018, que representa más de 1.400 millones de euros, también irá destinado a los funcionarios que se jubilan y a incrementar las retribuciones de los empleados públicos.