Los estibadores han pedido al Ejecutivo que presente una nueva propuesta para cumplir la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) y garantice todos los empleos actuales cuando se liberalice el sector. Los portuarios han rechazado la intervención de un mediador en las negociaciones.

La patronal sí ha aceptado la propuesta del Consejo Económico y Social, aunque piden aclarar algunos puntos.

Los principales desacuerdos se encuentran en la subrogación de los empleados, la mejora de la productividad y el sistema de ayudas.

Sindicatos y patronal tenían hasta el día de ayer para aceptar la propuesta del mediador.

Los sindicatos agradecen la intervención del mediador para la conciliación entre todas las partes, pero no lo consideran necesario porque ya hay un documento de consenso sobre el que iniciar una negociación con la administración.