Los empresarios del Puerto de Las Palmas respaldaron las declaraciones del presidente de la Autoridad Portuaria, Luis Ibarra, que el pasado domingo acusaba a Puertos del Estado de beneficiar a Tenerife a través de su política de tasas y bonificaciones, así como a nivel presupuestario.

Una bonificación del 40% a los buques que recalen en Santa Cruz para repararse o en situación de inactividad, ha sido la última medida discordante, al entenderse como «competencia desleal» hacia Las Palmas, que lleva años en el negocio sin que se les haya bonificado.

Por este motivo, los empresarios convocarán para el próximo lunes en la Confederación Canaria de Empresarios (CCE) una reunión para tratar este asunto y redactarán una queja formal que se elevará al Ministerio de Fomento y a Puertos del Estado para exigir trato igualitario a ambos puertos.

Según representantes de las principales patronales del Puerto, el favoritismo hacia Tenerife se da desde hace tiempo, aunque se ha intensificado en los últimos años. Critican que la política de Madrid «perjudica a quien tiene una cuenta de resultados positiva (en referencia a La Luz) mientras que beneficia a otros que son menos eficientes».