Los trabajadores de Canarias han perdido un 2,77% de poder adquisitivo con la crisis, la segunda región del país con menor pérdida. Los madrileños son los que más poder de compra han perdido (10,83%), y los vascos, los que menos (2,68%).

En general, los trabajadores españoles casi han recuperado su nivel salarial previo a la crisis, ya que los sueldos han experimentado un recorte del 0,06% entre 2008 y 2015. Sin embargo, la inflación ha registrado un incremento del 8,48% entre diciembre de 2008 y diciembre de 2015.

Ambos indicadores reflejan que los trabajadores españoles han experimentado una pérdida de poder adquisitivo del 8,53% durante la crisis.

La inflación durante el periodo no ha sido la misma en todo el territorio nacional y ha oscilado entre la subida del 10,53% de los precios en Cataluña y la del 4,36% de Canarias.

Los trabajadores españoles que mayor poder adquisitivo han perdido han sido los empleados de las actividades financieras y seguros (12,98%) y los de la hostelería (0,16%) los que menos.

En cuanto a los tipos de trabajo, los datos reflejan que a mayor cualificación, mayor pérdida de poder adquisitivo, de forma que los gerentes vieron reducirse su poder de compra un 20%, frente a las ocupaciones elementales, entre las que bajó sólo el 3,65%.

Por tipo de contrato, el poder adquisitivo bajó más para los trabajadores indefinidos (9,18%) que para los temporales (3,97%); por sexo, más entre los hombres (9,49%) que entre las mujeres (7%); y por edad, por encima del 7% en todas salvo entre los jóvenes, quienes sólo han perdido un 0,6%.