La capacidad adquisitiva de los canarios apenas ha aumentado este último año. El gasto medio por hogar creció solo un 1,2% en 2017, hasta los 23.918 euros. El archipiélago se mantiene como la segunda comunidad donde las familias disponen de menos recursos para gastos básicos.

Esa cantidad representa solo el 79% de los 29.188 euros del presupuesto medio del conjunto de las familias españolas. En toda España, el gasto medio por hogar aumentó un 3,5% el pasado año respecto a 2016, más del doble que en las islas.

Como ejemplo, los canarios gastaron una media de 400 euros menos en la compra de alimentos y bebidas no alcohólicas, y esto con el agravante de que la cesta de la compra en las islas es de las más caras del país.

Además, el gasto de las familias canarias bajó en sanidad, en vestido y calzado y en vivienda.

El 27,8% de su presupuesto se destinó a pagar la vivienda y los costes de la energía generada, frente al 30% de media nacional. El 15,7% fue para alimentación (14% en toda España); el 3,3% para la sanidad; el 5,1% al vestido y calzado; y el 8,7% a restaurantes y hoteles.

El gasto medio por persona en las islas fue de 9.304,26 euros, un 1,6% más respecto al año anterior y sólo por delante de Extremadura (9.257 euros).

En toda España, el gasto medio por persona ascendió a 11.726 euros, un 3,7% más.