El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria mantiene una buena situación financiera, lo que le permitirá saltarse el techo de gasto e invertir este año, sin penalizaciones, 40 millones más.

El alcalde Augusto Hidalgo explicó ayer que el Gobierno Central ha pasado por alto el incumplimiento tanto en el ejercicio de 2017, donde se superó la cantidad autorizada en 31,17 millones, como en el de este año, con 40 millones más, que se están destinando a inversiones.

No obstante, el alcalde reconoció que el Ayuntamiento tendrá que poner en marcha un plan económico financiero, como establece la Ley de Estabilidad Presupuestaria, pero no supondrá ninguna penalización porque el consistorio tiene la deuda a cero.

Con este incremento, el Ayuntamiento iniciará el ejercicio de 2019 con 40 millones más, esquivando por tercer año consecutivo las restricciones de gasto impuestas por el Estado.