Las compañías aéreas preparan la reapertura de fronteras bajando los precios.

Canarias se beneficiará de esta estrategia competitiva cuyo fin es estimular la demanda, teniendo en cuenta que la respuesta del cliente es impredecible ante la situación sanitaria.

Algunas aerolíneas ya han anunciado que preparan rebajas del 50% y que incluso están dispuestas a vender a pérdida. Las demás tendrán que seguir la estela para no quedar fuera del mercado.

Serán las compañías de bajo coste las que marquen el rumbo del sector a partir de ahora.

Por su parte, la Agencia Europea de Seguridad Aérea y el Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades han decidido no limitar el número de pasajeros en los aviones. La Consejería de Turismo está inquieta por esta medida y trata de convencer a las aerolíneas de que hagan análisis PCR antes de embarcar.