La Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE) ha recomendado a España mejorar la eficiencia y progresividad de su sistema tributario y reducir la dualidad de su mercado laboral. Para ello, propone medidas como subir el tipo impositivo a los combustibles para reflejar mejor su impacto medioambiental, así como acercar los costes de despido de contratos temporales e indefinidos.

El informe ‘Apuesta por el crecimiento 2019’ de la organización señala el incremento de la desigualdad registrado en España desde 2007, advirtiendo de que sigue por encima de la media de la OCDE como consecuencia del elevado nivel de paro y de la caída de los ingresos de los hogares más pobres del país.

La OCDE indica que el incremento de la productividad se puede elevar cambiando la carga impositiva a impuestos menos distorsionadores, reforzando la competencia, fortaleciendo los resultados educativos e impulsando el desempeño de la innovación.