La morosidad de los créditos concedidos por los bancos, cajas y cooperativas a particulares y a empresas bajó al 9,39% en el mes de julio, llegando a niveles mínimos desde junio de 2012, cuando se situó en el 9,42%.

El total de créditos dudosos cayó en julio hasta los 120.827 millones de euros, 1.681 millones menos que en un mes antes, situándose en su menor nivel desde mayo de 2011. La tasa de morosidad encadena cinco meses por debajo del 10%.