Las tres empresas estibadoras que operan en el puerto de Las Palmas, La Luz Market, Opcsa (MSC y Noatum) y La Luz (Boluda), abrieron ayer una vía de negociación alternativa al conflicto de la estiba.

Al margen del problema a nivel nacional, las partes se reunieron en la Autoridad Portuaria de Las Palmas para analizar si es posible subrogar desde ya en La Luz al 100% del personal.

En Las Palmas hay unos 400 estibadores. Con las prejubilaciones previstas durante los tres años de plazo que hay por delante para hacer efectivo el decreto de la estiba, se llegaría a 2020 con una plantilla ajustada. Con ese plan, las estibadoras de La Luz estarían dispuestas a firmar de forma inmediata la subrogación y poner fin a la huelga.

El próximo jueves habrá una nueva reunión donde se expondrán los datos con mayor claridad.

La vía alternativa abierta ayer en La Luz se está dando en otros puertos, como Algeciras y Barcelona.