Un estudio de la Fundación de las Cajas de Ahorros (Funcas), ha revelado que la economía sumergida en Canarias merma un 26,1% la recaudación fiscal, tres puntos más que en el conjunto nacional (23%).

El fraude en España abarca un rango entre el 18,5% y el 24,5% del PIB. Canarias es la cuarta región española en la que más alta es la economía sumergida.

Este tipo de actividad aumentó considerablemente a mediados de los años 90, manteniéndose desde entonces la economía sumergida española por encima de la media europea.

Las regiones con unos mayores índices de economía sumergida en 2012, el último ejercicio del que hay datos, fueron Extremadura (29,1%), Andalucía (27,3%), Castilla La Mancha (27,2%) y Canarias (26,1%). Madrid (16,2%), País Vasco (17%) y Navarra (18%) tienen los registros más bajos.