La economía canaria concluirá este año con un crecimiento del producto interior bruto (PIB) del 1,7%, tan sólo por encima de las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla. La Rioja y Baleares serán las regiones que más aumentarán con un 4,9% y un 4,1%, respectivamente, por encima de la media nacional, del 3,1%.

Los datos, extraídos de un estudio elaborado por el Centro de Predicción Económica (Ceprede), confirman la dispersión del crecimiento regional en el año 2015.

Ocho comunidades presentarán tasas de crecimiento superiores a la media, mientras que por debajo estarán Asturias (2,9%), Andalucía (2,4%), Castilla-La Mancha (2,3%) y Galicia (2,2%). Canarias (1,7%) y Ceuta y Melilla, con un 1,5%, cierran la lista.