La importancia del sector servicios en el mercado laboral de Canarias ha aumentado durante la crisis. Según la última Encuesta de Población Activa (EPA), referida al tercer trimestre de 2016, el 87,6% de la ocupación se concentra en los servicios, casi diez puntos más que en el mismo periodo de 2008.

El tirón del turismo explica el mayor peso de los servicios, que aglutinan tanto el mayor volumen de ocupados  como de demandantes de empleo.

Canarias es la comunidad en la que los servicios tienen un mayor protagonismo en el mercado de trabajo, seguida de Madrid y de Baleares.

Paralelo al incremento casi ininterrumpido de los servicios, otros sectores se comportan de forma más irregular. La construcción se desplomó en los primeros momentos de la crisis, pasando de representar el 12% de la ocupación al actual 5%.

La agricultura experimentó una cierta mejoría del empleo a principios de la recesión, sirviendo de refugio para desempleados procedentes de otras actividades. Representaba el 4% del mercado laboral en 2010. Hoy ha perdido cerca de 10.000 empleos y representa ahora el 2,5% de la ocupación.

La industria suponía en 2008 el 7% de la ocupación. En 2016 se sitúa en el 5,4%. Canarias es la región con menos presencia de la industria en el mercado laboral.