Los intercambios comerciales de menos de 6.000 euros con origen o destino en el Archipiélago no tendrán que formalizar el DUA de exportación. La cantidad se eleva desde los anteriores 3.000 euros, así como también se amplía frente a los movimientos que se daban entre la misma empresa.

La Agencia Tributaria publicó en el BOE esta resolución. En el texto se incluyen algunas medidas para simplificar los trámites aduaneros en Canarias.

En el caso de la extensión hasta los 6.000 euros, busca facilitar la exportación de productos a la Península y favorecer el comercio electrónico.

Estas modificaciones, dirigidas a las empresas, se suman a la ya introducida en el Régimen Económico y Fiscal (REF) para eximir de la formalización del documento único administrativo a las importaciones de bienes de hasta 150 euros.

El periodo de implantación de la nueva normativa europea se desarrollará hasta el 31 de diciembre de 2020. Hacienda cree que será necesario hacer uso de este periodo transitorio para ir adaptando los nuevos sistemas electrónicos.