La consejera de Política Territorial del Gobierno canario, Nieves Lady Barreto, admitió ayer que Gesplan “deja sin trabajo” al sector privado, tras escuchar en el Parlamento regional duras críticas hacia la actuación de la empresa pública dedicada al planeamiento y gestión del territorio.

Barreto aseguró además que los ayuntamientos «tienen que ser libres» para decidir si sus planes generales son elaborados por Gesplan o por una firma privada. «No podemos dejar a un sector sin trabajo porque solo se recurre a una empresa pública», afirmó.

Las mayores críticas vinieron desde el PP, para el que la empresa debe «volver al origen» y limitarse a ser una ayuda para los municipios. A esto, la consejera respondió: «Ya hemos empezado a hacer cambios dentro de Gesplan».

Además de abordar la gestión de Gesplan, en la comparecencia de la comisión de Política Territorial celebrada ayer también se plantearon los planes supletorios municipales actualmente en tramitación. Son 16 los planeamientos que se encuentran en esta situación, informó Barreto. Una parte de ellos podrá aprobarse este mismo año y el resto verá la luz en 2016.

El proyecto más ambicioso de la Consejería es una simplificación y armonización de toda la legislación existente en materia de ordenación del territorio y medio ambiente.

Barreto anunció que, entre otras actuaciones, se elaborará una única ley territorial, cuyo equipo de trabajo se constituirá el próximo lunes.