El Gobierno trata de concretar cuanto antes la reforma del sistema de cotización de los autónomos de acuerdo con sus ingresos reales, que se aplicaría a partir de 2023.

El ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, ha propuesto un sistema de 13 tramos según rendimientos, desde los que ganen menos de 600 euros al mes a quienes superen los 4.050.

Según esto, la cuota mínima sería de unos 184 euros mensuales y la máxima de casi 1.267. Pero estas cifras serían para el año 2031, cuando se espera completar la reforma, ya que se irá aplicando de forma paulatina desde el año que viene.

Así, para 2023 las variaciones aún serían muy pequeñas respecto a las cuotas actuales.

Por ejemplo, en 2023, los autónomos que ganan menos de 600 euros al mes pagarían una cuota mensual de 281,52 euros. Ahora la cuantía mínima es de 294.