El Parlamento de Canarias aprobó ayer por unanimidad su rechazo a la aplicación de la tarifa bonificable en el descuento del 75% para residentes. Se exige al Gobierno central que cambie el decreto para aclarar que es sobre la tarifa regular, y no sobre la bonificable.

La Cámara argumentó que el real decreto contraviene los Presupuestos Generales del Estado de este año y el propio REF, que incluyen que el descuento debe aplicarse a la tarifa regular.

Tal y como está redactada la norma, el gobierno de turno podría establecer una cantidad del importe del billete sobre la que aplicar el descuento, y no sobre el precio completo de la tarifa regular.

Los grupos parlamentarios han criticado la poca consideración del gobierno español hacia Canarias.

Desde Podemos se advierte que el descuento no es un privilegio sino un derecho, y solicitan establecer una Obligación de Servicio Púlbico (OSP) que fije los precios máximos de los vuelos para evitar que las aerolíneas suban las tarifas.

El Grupo Popular criticó que Fomento entienda el descuento como un lujo.