La capacidad adquisitiva de los canarios se ha reducido mucho en los últimos años con la llegada de la crisis. La capacidad de ahorro se ha extinguido. Según un estudio, un tercio de los canarios no consigue ahorrar nada al mes porque su sueldo no le llega.

A pesar de que la percepción de los ciudadanos es que la situación económica está mejorando, los isleños destinan solo un 14% de sus ingresos al ahorro, uno de los porcentajes más bajos del país.

Los primeros gastos que se eliminan suelen ser los productos financieros y seguros. En alimentación es donde los canarios reducen menos sus gastos, aunque son de los que menos gastan del país. El gasto total en alimentación de los hogares canarios el año pasado fue de 3.907,09 euros por hogar, la segunda más baja del Estado por detrás de Extremadura. Aún así, los canarios incrementaron en el último año en 78,22 euros el gasto en alimentación. Vascos y catalanes son los que más destinan a alimentación.

El estudio concluye que la tendencia de los hogares ha sido la de reducir el gasto en todo tipo de alimentos.

Sin embargo, otro estudio revela que los hogares canarios desperdician más de 500 euros de comida al año, y que los españoles son los sextos de Europa que más alimentos desperdician. De esta forma, el dinero mensual que los canarios desperdician asciende a 40 euros y entre los alimentos, el pan y la fruta.