España sigue creciendo a un ritmo superior al del resto de economías avanzadas. El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha elevado sus previsiones de crecimiento del PIB en 2016 en medio punto, hasta el 3,1%, y para 2017 en una décima, hasta el 2,2%.

La previsión del Fondo para este año en España es levemente superior a la del Gobierno, situada en el 2,9%, y la de 2017 es una décima inferior.

Sin embargo, el FMI advierte de la progresiva moderación a medio plazo del ritmo de crecimiento hacia el potencial actual de en torno al 1,5% anual.

España seguirá con una de las tasas de desempleo más altas de la zona euro. Terminará 2016 en un 19,4% y el indicador se situará en el 18% en 2017.

La zona euro tendrá una expansión notablemente inferior, con un crecimiento del 1,7% para este año y del 1,5% el próximo.