Las ventas del comercio minorista crecieron un 0,6%  en junio respecto al mismo mes de 2017, tras la bajada del 0,4% de mayo que rompió una racha de seis meses seguidos de subidas.

Corregidos los efectos del calendario, las ventas crecieron sólo el 0,1 %, según los datos del INE.

En el acumulado del primer semestre, la facturación del comercio al por menor se incrementó el 1,1% y el empleo un 0,9%. Sólo en junio, la contratación creció el 0,8% y encadenó 50 meses consecutivos al alza.