El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, inauguró ayer la cumbre internacional del G20 con sede en La Palma.

Sánchez manifestó su compromiso de reactivar el sector turístico con una inversión de 3.400 millones de euros para los próximos tres años.

La Organización Mundial de Turismo calcula una caída del 70% de turistas internacionales durante este año y unas pérdidas de 730.000 millones de dólares, según explicó el presidente en su intervención telemática.

Sánchez tuvo un guiño para Canarias empleando la frase ‘Back to the Canary Islands’, reclamando ante representantes de más de 95 países y 100 empresas de todo el mundo que unan fuerzas para reactivar el sector a nivel mundial y de las Islas en particular.

También participó en el acto Ángel Víctor Torres, presidente de Canarias, que volvió a solicitar la autorización de pruebas de antígenos además de los PCR.