Casi la mitad del empleo creado este año se concentra en los sectores de comercio y hostelería, con 236.200 de los 478.800 nuevos puestos de trabajo. Es un 4,3% más respecto al año anterior.

Durante este periodo, las subidas más altas son las de actividades inmobiliarias (13,4%) y agricultura (4,8%).

El 49,3% de las plazas creadas corresponde a comercio, hostelería y administraciones públicas y servicios sociales. Son las tres ramas de actividad que más empleo proporcionan en once comunidades.

Canarias, junto a Baleares, se diferencia del resto por la mayor importancia del comercio y la hostelería, que aporta el 45,3% de todos los puestos de trabajo. En las Islas se localiza el peso más bajo del empleo manufacturero (4%).