El presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo, se reunirá la semana que viene con su consejo asesor, donde participan empresarios y sindicatos, para aclarar el destino de los 160 millones de euros del IGTE, así como el criterio de distribución.

Una de las prioridades que expusieron los sindicatos en la reunión de ayer es la necesidad de recuperar el gasto en servicios públicos esenciales que había antes de la crisis.

Gobierno y agentes sociales acordaron crear tres grupos de trabajo que tratarán sobre protección social y empleo, sobre la sostenibilidad de los servicios públicos, y sobre la participación institucional de sindicatos y empresarios.

También se habló de los 160 millones del IGTE, pero el presidente no precisó cómo se van a distribuir esos fondos, aunque sí garantizó que se destinarán a inversión, empleo y servicios públicos. Falta por concretar el modelo que usará Canarias para la devolución del IGTE.