Las ayudas a parados de larga duración creadas por el Gobierno durante la crisis finalizaron el pasado mes de abril. El Estado ha hecho una nueva propuesta que contempla una sola prestación, el programa RED.

Nueve regiones se oponen a esta iniciativa por entender que peligrarían las subvenciones a estos desempleados.

Canarias sí que apoya la medida, si bien mantiene algunas discrepancias. La consejera de Empleo en las islas, Cristina Valido, valora la receptividad de Madrid ante la propuesta hecha por Canarias en la que se plantea la necesidad de un periodo transitorio para que los posibles beneficiarios de las ayudas existentes hasta ahora no queden desprotegidos.

El Gobierno central ha prometido también dar más tiempo para analizar medidas alternativas y abordar una modificación de la protección por desempleo más simple. Para ello, proponen la implantación de un subsidio temporal destinado a las personas que pudieran haber agotado sus ayudas, tal como había solicitado Canarias en la última reunión sectorial, explica Valido.

Para la consejera, el nuevo programa RED «mejora la situación de algunos colectivos que con los programas anteriores no eran beneficiarios de ninguna prestación y ahora se les reconoce la posibilidad de contar con esa ayuda». En cualquier caso, afirma, se debe seguir avanzando.