El BBVA ha confirmado que la economía canaria seguirá creciendo por encima de la media (al 3,5% en 2017 y al 2,8% en 2018) y que ya alcanza el nivel de riqueza anterior a la crisis. Se crearán 60.000 puestos de trabajo, según el informe de la entidad financiera.

De confirmarse estos números, los 266.000 parados canarios bajarán en año y medio hasta los 200.000. Las previsiones de creación de empleo del Gobierno canario sitúan la tasa de paro en torno al 20% para entonces, frente al actual 24,3%.

Combinando ambas previsiones tenemos un escenario donde Canarias recupera, una década después de la crisis, los niveles de PIB del 2007 (41.656 millones) pero doblando el paro existente entonces, que era del 11%.

En términos absolutos, hoy existen 828.600 ocupados en las Islas, 83.000 menos que hace 10 años, y 266.000 parados, 112.000 más que en 2007.

No obstante, la recuperación económica del Archipiélago es desigual y está acentuando más la precariedad y la pobreza de un sector de la población. El índice de pobreza en las Islas es del 28%.