Canarias es la comunidad autónoma con más mujeres paradas de larga duración, un 49,7%, por delante de Comunidad Valenciana (46,7%).

De las 155.400 desocupadas canarias, 77.300 buscan empleo sin conseguirlo desde hace más de dos años.

La tasa de paro media para todas las mujeres canarias es del 30,6%, alcanzando el grupo de entre 16 y 19 años un 74,2%, superando ambas las respectivas tasas nacionales (23,5% y 70,7%).

Las mujeres con educación primaria sufren una tasa de desempleo de un 36%, las que tienen educación universitaria o superior, un 23,1%.

En total, de las mujeres que trabajan en Canarias, un 88,3% son asalariadas (311.925 personas); 38.700 mujeres, emprendedoras (11%) y hay un pequeño grupo de 2.625 mujeres (0,7% del total), que es miembro de cooperativas, ayuda en el negocio familiar o desarrolla tareas voluntarias.

El perfil de la mujer trabajadora en Canarias se corresponde con el de una asalariada de entre 35 y 44 años, con estudios superiores y que trabaja en el sector servicios.

Entre 2007 y 2015, 5.700 mujeres entre 45 y 64 años, ajenas al mercado laboral, se han incorporado al mismo. En la actualidad, alrededor de 1.500 mujeres mayores de 45 años buscan su primer empleo en las Islas.

Al mismo tiempo, 2.300 mujeres menores de 25 años se han retirado del mercado laboral canario. En el conjunto del país, seis de cada diez mujeres españolas que se encuentran en situación de desempleo lleva al menos un año en el paro.

En concreto, de los 2,5 millones de mujeres desocupadas en España, el 44% (1,1 millones) son paradas de larga duración (más de dos años).