Las pernoctaciones en hoteles y apartamentos empiezan a caer en Canarias tras años de subidas. Sin embargo, el descenso registrado este invierno ha quedado enmascarado ante el récord de 16 millones de visitantes y la facturación de 18.000 millones de euros del año recién concluido.

Entre enero y noviembre, el archipiélago había recibido a 14.611.560 turistas, casi un millón más que en el mismo periodo de 2016, un 7,2% más.

Pero las 102,1 millones de pernoctaciones que sumaron estos visitantes representaron solo un 1,2% más que en el mismo periodo del pasado año. Además, en el tramo final de 2017, los resultados fueron negativos: los hoteles y complejos extrahoteleros canarios registraron 9,2 millones de pernoctaciones en noviembre, un 0,9% menos respecto a las registradas en el mismo periodo de 2016, según los datos del Istac. Este descenso se repitió en otros tres meses: octubre, julio y febrero.

En 2016, la estancia se quedó en 7,8 días de media, mientras que en noviembre bajó de los ocho días (7,9), la primera vez que sucede en este mes del año.

La tasa de ocupación por habitaciones o apartamentos se quedó en noviembre en el 87%, dos puntos menos respecto al mismo periodo del año pasado. Pero la inflación turística permitió que los ingresos en este mes llegaran a 381 millones de euros, un 6% más respecto a noviembre de 2016.

Tenerife es la isla donde más bajan las pernoctaciones, casi un 4% en noviembre. Por contra, en Gran Canaria crecieron un 2,5%.