El Palacio de Congresos de Fuerteventura acogió ayer la cuarta edición del foro internacional sobre producción de agua y energías renovables en el continente vecino, Africagua 2015, donde Estados Unidos acude como invitado.

En la cita se expuso la necesidad de consolidar el papel del Archipiélago como centro de servicios europeo en relación con África, dada su magnifica posición como un gran laboratorio natural para la investigación y el desarrollo.

Al encuentro asistieron más de 200 representantes de los gobiernos de Marruecos, Emiratos Árabes, Mauritania, Cabo Verde, Ghana, Guinea Ecuatorial y Senegal, así como el coordinador principal de la Oficina de Asuntos Económicos y Regionales de Asuntos Africanos del Departamento de Estado en Estados Unidos, acompañado de una delegación de empresarios.

Muchas empresas norteamericanas aún desconfían de la forma de hacer negocios en el continente africano, por lo que ven tan importante la presencia de Canarias.

Los representantes de los países africanos resaltaron la necesidad que tienen de apostar por las energías renovables y la desalación de agua, así como las ganas de inversión en este sector donde “Canarias es un referente”.