Las rebajas de verano se adelantarán este año de forma generalizada, apoyándose en la liberalización aprobada por el Gobierno hace dos años. Muchos comercios ofrecen descuentos desde la semana pasada.

La libertad comercial se hizo efectiva por primera vez en las Islas en las rebajas de invierno de este año. Las de este verano serán las segundas liberalizadas.

Las grandes superficies habían rechazado la liberalización hasta ahora, manteniendo el inicio de las rebajas en las fechas tradicionales. Pero este año también las adelantan para evitar que coincida con la fecha de salida de muchos ciudadanos de vacaciones, el sábado 1 de julio.

El presidente de la Federación de Comercio de Las Palmas (Fedeco) aseguró ayer que sus asociados esperarán al sábado para empezar las rebajas.

Los comerciantes canarios prevén un aumento de las ventas de entre un 5% y un 6%.