El Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana registra colas de vecinos que apuran los últimos días del periodo de exposición pública del Plan General de Ordenación Urbanística del municipio, que expira hoy, para presentar alegaciones.

Hasta ayer se habían formulado 5.704 reclamaciones, casi todas derivadas de la restricción al uso residencial en zona turística. Los técnicos de Urbanismo perfilan en el Sur un informe con los errores que suscita la iniciativa.

Los afectados esperan que la intención de cambiar la normativa, que ya ha manifestado la Consejería de Turismo del Gobierno de Canarias, se traduzcan en leyes.

Hoy a las 15.00 horas acaba el plazo de recogida de alegaciones, que ha durado dos meses. A partir de mañana los técnicos de Gesplan revisarán estos documentos. Además, el equipo redactor del planeamiento deberá incluir un dossier con errores detectados por los trabajadores del Ayuntamiento, que Gesplan deberá tener en cuenta una vez haya modificado el documento actual.

Una vez que el documento incorpore los cambios pertinentes se procederá por segunda vez a su exposición pública.